Para el psicólogo norteamericano Howard Gardner, la inteligencia es el potencial de cada persona. Dicho potencial no puede ser cuantificado, sino que solo puede observarse y, a través de ciertas prácticas, desarrollarse.

Gardner es famoso por haber propuesto el modelo de inteligencias múltiples, donde afirma que la inteligencia es un conjunto de capacidades específicas con distinto nivel de generalidad. Así, la inteligencia deja de ser considerada como algo unitario y se transforma en una serie de elementos independientes y bien diferenciados.

La teoría de inteligencia múltiple de Gardner, muy importante en la educación, reconoce ocho tipos de inteligencia:

  • Inteligencia intrapersonal.

  • Inteligencia interpersonal.

  • Inteligencia lingüística.

  • Inteligencia visual-espacial.
  • Inteligencia musical.
  • Inteligencia lógico-matemática.
  • Inteligencia naturalista.
  • Inteligencia corporal-cinética.

Independientemente de la predisposición natural que pueda tenerse para desenvolverse en un campo en particular, el entrenamiento es la base sobre la cual se debe construir toda habilidad.

Dependiendo del nivel de desarrollo de las inteligencias podemos encontrar entre nuestro alumnado chicos/as con altas capacidades. Definimos sujetos con alta capacidad a aquellos que presentan un nivel de rendimiento intelectual superior en una amplia gama de capacidades y aprenden con facilidad cualquier área o materia. Las diferencias son fundamentalmente cualitativas, es decir, presentan un modo de funcionamiento diferente a la hora de enfrentarse y resolver una tarea. Como profesor podemos encontrar:

  • Alumnos superdotados: destacan en todas las áreas.
  • Alumnos talentosos: destacan en un área (ej. música).
  • Alumnos precoces: poseen un nivel de desarrollo por encima de los niños de su edad.
  • Alumnos genios: individuo creativo que es capaz de alcanzar perspectivas novedosas y que además inciden en todas las culturas. Cuanto más universal sea la contribución y más se difunda por diferentes culturas y épocas, más grande será el genio (Gardner, 1993a).

Relacionado con las altas capacidades, en 1978, Renzulli publico la teoría del los 3 anillos; en la que establece tres variables complejas, las cuales pueden aparecer más o menos relacionadas: la inteligencia como capacidad intelectual superior a la media, la creatividad y el compromiso o motivación con la tarea. Según el autor, la inteligencia por sí misma es un factor múltiple y no unitario, por lo que no es suficiente para explicar las altas capacidades. Ninguno de los tres componentes (de manera individual y aislada) define este concepto, el autor considera que los tres son igual de importantes.

Desde esta perspectiva, los alumnos con altas capacidades se caracterizan por poseer y/o desarrollar un conjunto de características que son capaces de aplicar con éxito a distintos ámbitos de la vida. La persona talentosa, sin embargo, mostraría un potencial considerable en alguna de las variables de forma independiente y no una combinación de las tres.

ESTRATEGIAS PARA TRABAJAR LAS INTELIGENCIAS

  • Enseñar a reconocer las dimensiones afectivas sobre algo que se estudie.
  • favorecer el razonamiento de orden superior: progresar de la memorización a la síntesis, integración y aplicación.
  • Ayudar al niño a encontrar las implicaciones o aplicaciones personales de los temas aprendidos en el aula para la vida personal del cada uno.
  • Enseñar pautas de pensamiento para realizar cada una de las tareas.
  • Enseñar habilidades de colaboración: reconocer y aprender habilidades sociales necesarias para entablar una relación afectiva entre dos personas.
  • Realizar prácticas de empatía: expresar la comprensión desde el punto de vista o experiencias personales de otra persona.
  • Enseñar a descubrir qué motivaciones llevaron a otras personas a actuar de un cierto modo.
  • Trabajar la escritura de textos originales.
  • Realizar presentaciones orales verbales delante de otro.
  • Elaborar juegos de palabras, pareados humorísticos, chistes sobre temas académicos…
  • Enseñar estrategias de cálculo: emplear pasos específicos, operaciones, procesos, fórmulas y ecuaciones para resolver problemas.
  • Trabajar la comprensión y la comunicación con lenguaje de símbolos.
  • Crear conexiones significativas entre ideas incoherentes.
  • Enseñar a trabajar con esquemas, mapas mentales,…
  • Realizar juegos de lógica.
  • Enseñar estrategias de resolución de problemas.
  • Representar significados con el cuerpo y con movimiento físico.
  • Fabricar algo que demuestre un concepto, idea o proceso (un modelo para demostrar cómo funciona algo).
  • Representar “rol play” o relatos cortos para expresar la compresión de una idea, concepto o proceso.
  • Crear gráficos representativos de conceptos, ideas o procesos que se estén estudiando (diagrama de flujo, ilustraciones…)
  • Crear mapas visuales (conceptuales) con la información.
  • Utilizar pinturas o marcadores de color para expresar la comprensión de ideas, conceptos o procesos (p.e. creación mural)
  • Crear música para comunicar la comprensión de un concepto, idea o proceso.
  • Emplear vibraciones o ritmos para comunicar un concepto, idea o proceso para otros y para uno mismo.
  • Crear canciones sobre un tema académico o buscar canciones para complementar ese tema.
  • Descubrir las repeticiones, patrones estandarizados y diseños de la naturaleza de todo el universo.
  • Crear experimentos o actividades en los cuales se empleen objetos del mundo natural.
  • Participar en actividades de observación como por ejemplo actividades geológicas, exploraciones, guardar diarios de naturaleza…
  • Exponer los sentidos a los sonidos de la naturaleza, olores, gustos, texturas y cosas visibles.